Vincho Castillo hace criticas fuerte en contra del FBI

El director de Ética e Integridad Gubernamental, Marino Vinicio Castillo (Vincho), denunció ayer que dos agentes del FBI interrogaron en un cuartel policial de La Romana a empleadas domésticas de la villa del médico de origen dominicano radicado en Miami, Salomón Melgen, sin la presencia de fiscal y de abogados y sin una orden judicial.

El asesor antidrogas del Poder Ejecutivo dijo que ese interrogatorio fue realizado el 22 de febrero pasado, previo a que la Policía Nacional y el Fiscal de La Romana descubrieran “la trama” para vincular al senador estadounidense, Robert Menéndez, y el doctor Salomón Melgen en un caso de prostitución mediante la divulgación de un video.

“Un general de la Policía ha declarado que para ese operativo requirió la presencia del fiscal de La Romana y que recibió la respuesta de otro general de la Policía de que se contaba con la anuencia del procurador general de la República Francisco Domínguez Brito, y que no era necesaria la presencia de fiscal alguno”, detalló.

Castilló consideró ese hecho como “sumamente grave”, porque constituye una infracción a la Constitución, a los tratados internacionales y a la normativa penal dominicana.

Empleadas
En su programa La Respuesta, Castillo reveló que con la asistencia de sus abogados, las domésticas informaron a las autoridades dominicanas que fueron objeto de apresamiento y encierro ilegal.

Señaló que las empleadas también dijeron que se les hicieron preguntas intimidatorias y amenazantes sobre la supuesta participación del legislador y del médico “con las denuncias de prostitución contenidas en el video fabricado y a través del fantasma digital denominado Peter Williams”.

El asesor antidroga del Poder Ejecutivo indicó que con relación a ese caso, agentes extranjeros también han hecho otros interrogatorios en el país y pruebas de polígrafos sin orden judicial, sin presencia de abogado ni autoridad judicial competente.

Especificó que esas actuaciones se realizaron en un edificio ubicado en la avenida Abraham Lincoln, del Distrito Nacional, donde no funciona ninguna dependencia oficial del Estado dominicano.

Ilegales
Expresó que esas informaciones constan en la declaración jurada de personas afectadas con estas actuaciones, que calificó como ilegales, que han alegado que recibieron amenazas de cancelaciones de visa y que le formularon preguntas intimidatorias y coactivas, con relación al senador Menéndez, al doctor Melgen y al supuesto trato con prostitutas.

Castillo definió como inexplicable que oficiales del FBI, que catalogó como una de las agencias de investigación de más prestigio en el mundo, realicen una investigación de tipo criminal contra un senador de Estados Unidos, sin antes averiguar la fuente de la denuncia producida de forma anónima a través del internet y de un abogado que ya ha admitido en interrogatorio ante el Fiscal de La Romana, haber recibido miles de dólares de manos de un individuo que decía representar al diario digital conservador Daily Caller de Estados Unidos, para realizar el video difamatorio antes mencionado.

Castillo manifestó que no duda que se produzca un verdadero terremoto en el orden penal, de gran calado en los Estados Unidos, una vez la autoridad central de ese país tome conocimiento de las actuaciones ilegales de algunos agentes del FBI en el territorio dominicano.

Caso de prostitución
Dijo que las denuncias de prostitución están contenidas en un vídeo fabricado y a través del fantasma digital denominado Peter Williams.

Interrogatorios
Castillo aseguró que los interrogatorios hechos por los agentes del FBI no contaron con la presencia de fiscal, abogados y orden judicial.